Vistas de página 1,137 

El presidente cubano alertó sobre los planes del enemigo para infundir una matriz de opinión en la sociedad de que el gobierno se escuda en el bloqueo estadounidense para encubrir sus propias deficiencias internas.

En Cuba concluyó en todas las provincias, a nivel de base partidista, el proceso de análisis emprendido por los delegados al 8vo Congreso del Partido Comunista de Cuba, y que fue iniciado desde el pasado día 15 de marzo. Durante la sesión de estudio de los documentos en La Habana, el presidente cubano, Miguel Díaz-Canel Bermudez instó a los participantes del cónclave a ir al «Congreso a debatir y a proponer soluciones, y esos análisis y esas propuestas tienen que estar en concordancia con lo que aspira el pueblo de los debates, porque vamos representando a la militancia, a nuestras organizaciones de base del Partido, pero, sobre todo, vamos representando al pueblo», manifestó.

La jornada contó con la participación de los miembros del Buró Político del Partido Comunista de Cuba, y segundo secretario del Comité Central del PCC, José Ramón Machado Ventura (de 90 años de edad), Salvador Valdés Mesa, vicepresidente de la República de Cuba, el primer ministro del gobierno cubano, Manuel Marrero Cruz, así como otros representantes del Partido y el Gobierno,

Según indicó el diario oficial del PCC, en el encuentro que tuvo lugar el sábado 20 de marzo, Díaz-Canel destacó a los participantes que, dentro de la sociedad cubana fuerzas enemigas han «pretendido sembrar una matriz de opinión de que el país se escuda en el bloqueo para encubrir ineficiencias propias», expresó el mandatario, argumentando al mismo tiempo que, «sin embargo, aunque tenemos insuficiencias, el bloqueo, más crudo hoy que nunca, es una presión constante«, al cuál calificó como «un ensañamiento total que no se puede borrar de la memoria del pueblo por todo lo que nos ha costado, sobre todo en el último quinquenio», aseveró el presidente de Cuba.

A modo de reflexión, Canel enfatizó que, a pesar de que la economía cubana es «considerada muy maltrecha e incapaz», no obstante, «ha sostenido el enfrentamiento a la pandemia, con resultados favorables respecto a muchos países», resaltó quién previsiblemente se convertirá en el magno evento de los comunistas cubanos, en el primer secretario de la organización partidista y sucesor de Raúl Castro Ruz en el cargo.

«Hoy estamos a la cabeza del mundo en el número de pacientes recuperados de la COVID-19, con el 94,1 % de los contagiados, y la letalidad es de las más bajas de América Latina y el Caribe», remarcó el mandatario, quién además, hizo énfasis en «cómo vamos a superar las ineficiencias, los problemas estructurales de la economía y cómo vamos a modelar el municipio para que pueda potenciar los sistemas productivos locales, a partir de su autonomía y de contar con las estructuras adecuadas», indicó. El presidente de Cuba añadió en sus palabras que la búsqueda de respuestas a los problemas económicos y estructurales de Cuba debe hacerse «desde la ciencia y la innovación».

«Se trata de avanzar con la certeza de que saldremos adelante con nuestros propios esfuerzos y talento. Es un llamado, una vez más, a la heroicidad, a la resistencia, brindando luces», destacó el presidente de Cuba, haciendo un llamado también para prestar atención importante a la labor del Partido, y en particular la ideológica, «en medio de la campaña de descrédito armada contra la Revolución».

«Toca asumir, con creatividad, el debate ideológico, preparar a la militancia, explicarle a la población y, fundamentalmente, actuar con firmeza, defendiendo convicciones, dentro de nuestro Estado de derecho y sin violar ningún precepto constitucional», puntualizó Díaz-Canel, señalando que «es sumamente retador el papel del Partido en las condiciones actuales, y tiene que fortalecer su labor en sentido general«.

El mandatario cubano destacó en esta sesión de trabajo partidista, que para concretar todas las metas que se han planteado a discusión y debate durante las jornadas del venidero 8vo Congreso del Partido, tanto en lo económico como en el funcionamiento de la organización, es también vital «la Política de Cuadros», remarcándolo como «otro de los ejes centrales del cónclave», remarcó Granma.

Miguel Díaz-Canel detalló a los asistentes en el encuentro que, el Informe que será debatido en el Congreso, además de reflejar lo hecho en la política de formación de cuadros, que es la fuente de donde emanan los más «cualificados» ideológicamente para ocupar altas responsabilidades en la dirección política y económica del país caribeño, planteará además, «las debilidades existentes, propone estrategias sobre el modelo de trayectoria de los cuadros y su preparación, y reconoce que a esta política hay que ponerle ciencia», enfatizó el mandatario de Cuba, insistiendo en que «todo ello debe conducirnos, sin esquematismos, a establecer un modelo sobre cuál es el cuadro que demanda el país, cuya respuesta está en nuestra historia y en el pensamiento de Fidel y Raúl», concluyó.

57050cookie-checkDíaz-Canel hace un llamado para que el Partido sea «la tribuna del pueblo»

Deja un comentario