Vistas de página 196 

Un grupo de individuos aún no identificados por la policía, atacó la residencia privada del mandatario y lo hirieron de muerte a él y a su esposa Martine Moïse.

Medios de prensa locales en Haití, reportan que el presidente de ese país caribeño, Jovenel Moïse, fue asesinado durante la madrugada de este miércoles en un ataque perpetrado por un grupo armado, y que aún no ha sido identificado por la policía, confirmó en un comunicado el primer ministro interino haitiano, Claude Joseph.

«Alrededor de la una de la madrugada, un grupo de individuos aún desconocidos, algunos de los cuales hablaban español, atacaron la residencia privada del mandatario y lo hirieron de muerte», reza el documento compartido a los medios de prensa.

Como resultado de este acto, Martine Moïse, de 47 años, esposa del asesinado mandatario haitiano, también falleció en el hospital poco después tras resultar herida de bala durante el ataque mortal.

El primer ministro interino del país y la Policía Nacional condenaron en sus comunicados el hecho que han calificado como un «acto odioso, inhumano y bárbaro«, apelando a la población a mantener la calma, una vez que aseguran la situación de seguridad en la nación se mantiene «bajo el control» de la Policía y de las Fuerzas Armadas.

«Se toman todas las medidas para garantizar la continuidad del Estado y para proteger a la Nación». «La democracia y la República ganarán», concluye la nota.

Rockfeller Vincent, ministro de Justicia y Seguridad Pública, manifestó por medio de Twiter que: «La Nación está de luto. Nuestro presidente, su excelencia Jovenel Moïse, acaba de ser asesinado cobardemente. Las fuerzas oscuras que quieren sembrar el caos en el país no lograrán poner de rodillas a la Nación. Cerremos nuestras filas para preservar nuestra democracia amenazada». 

El asesinato del presidente haitiano, de 53 años de edad, y al frente del país desde el 7 de febrero del 2017, tiene lugar tán solo a menos de tres meses de que se lleven a cabo las elecciones presidenciales y legislativas de Haití, las cuáles han sido convocadas para el próximo 26 de septiembre, y a las que Moïse no podía presentarse como candidato.

Al mismo tiempo, el mandatario había convocado para esa fecha la realización de un referéndum para adoptar una nueva Constitución de la República, una iniciativa que encontró el rechazo de sus opositores políticos y varias voces externas.

Unido a la crisis política que impoera en ese país caribeño, como consecuencia de los graves problemas económicos y los delitos de la corrupción administrativa, Haití también tiene ante sí una profunda crisis de violencia callejera como consecuencia de las luchas territoriales entre pandillas y bandas armadas que operan en su territorio, y que se disputan el control de los barrios más pobres de Puerto Príncipe, la capital.

«El país ha estado en un ciclo infernal de violencia durante los últimos 18 años; un ciclo infernal de inseguridad. Y este ciclo, nos pone en una situación en la que todo el tiempo estamos obligados a apagar el fuego», habría expresado Jovenel Moïse, el pasado 20 de junio durante un discurso, pediendo al Ejército apoyarse a la Policía Nacional en la lucha contra las bandas criminales.

En horas de esta mañana, el primer ministro interino de Haití, Claude Joseph, declaró en rueda de prensa que el estado de sitio en todo el país ha sido declarado tras el asesinato de Jovenel Moïse. «Tras un Consejo de Ministros Extraordinario hemos decidido declarar el estado de sitio en todo el país», indicó.

66420cookie-checkPresidente de Haití, Jovenel Moïse, fue asesinado la madrugada de este miércoles por grupo armado

4 comentarios en “Presidente de Haití, Jovenel Moïse, fue asesinado la madrugada de este miércoles por grupo armado”

Deja un comentario